Síntomas del Lupus

lupus

Síntomas del lupus

Como ya habíamos visto en los artículos anteriores el lupus es una enfermedad autoinmune, es decir, el propio sistema inmunitario ataca las células y tejidos sanos por error.

Lo cual trae como consecuencia dañar muchas partes del cuerpo, incluyendo las articulaciones, piel, riñones, corazón, pulmones, vasos sanguíneos y el cerebro.

El lupus puede tener muchos síntomas que estos varían de una persona a otra.

Los síntomas varían, pero suelen por lo general y en su mayoría de los casos incluir fatiga, dolor de articulaciones, sarpullidos y fiebre.

Los síntomas pueden aparecer y desaparecer, a esto se le llama «brotes».

 Los brotes pueden ser leves o severos, y nuevos síntomas pueden aparecer en cualquier momento inesperado.

Los síntomas mas comunes del lupus son:

Los signos y síntomas de lupus que tenga el paciente dependerán de los sistemas del cuerpo que se ven afectados por la enfermedad.

Sin embargo, pese a que los síntomas varían existen algunos de los más comunes que son:

  • Áreas de dolor de músculos
  • En varias ocasiones se presenta dolor al respirar
  • Tipo de dolor agudo en el pecho al inspirar profundamente (pleuresía)
  • Anemia (recuento bajo de glóbulos rojos)
  • Fatiga extrema
  • Fiebre aparentemente sin ninguna causa
  • Malestar en todo el cuerpo
  • sequedad o úlceras en la boca
  • erupciones escamosas o erupciones rojas en cualquier parte de la piel
  • caída del pelo
  • en ocasiones caída del cuero cabelludo
  • ansiedad
  • articulación rígida
  • dolor de cabeza
  • erupción facial
  • fenómeno de raynaud, hinchazón
  • pérdida de peso
  • retención de agua
  • sangre en la orina
  • sensibilidad a la luz o trastorno depresivo mayor (fotosensibilidad)
  • cansancio extremo
  • erupción malar
  • inflamación de las articulaciones
  • dolor de las articulaciones
  • hinchazón (edema) de pies, piernas, manos y/o alrededor de los ojos
  • problemas de la coagulación de la sangre 
  • erupción cutánea en forma de alas de mariposa sobre las mejillas y la nariz
  • cambio de color en los dedos de las manos, que se vuelven blancos y/o morados con el frío (fenómeno de Raynaud)
  • Falta de aire
  • Ojos secos
  • Desorientación
  • pérdida de la memoria
  • Sensibilidad al sol
  • Hinchazón en las piernas o alrededor de los ojos
  • Glándulas inflamadas
  • Cansancio extremo
  • Dedos de los pies y de las manos que se vuelven blancos o azules cuando se exponen al frío o durante situaciones de estrés (fenómeno de Raynaud)
  • Una erupción en forma de mariposa en el rostro que abarca las mejillas y el puente de la nariz, o erupciones en otros lugares del cuerpo

Deja un comentario